MIGUEL GARCÍA SÁNCHEZ

El cuerpo conquista lo que el alma realmente desea

miguel 2.jpg
 

Campeón nacional de kayak y ganador de la medalla de Bronce en los Juegos Paralímpicos de 2018, ese es Miguel García Sánchez, mexicano de nacimiento, canadiense de corazón, quien agradece con sus logros deportivos al país que lo acogió y lo ha apoyado a salir adelante.

Desde los pectorales hacia abajo Miguel no mueve o tiene ninguna sensación, un incidente sufrido en el año 2011 lo dejó en silla de ruedas. Se encontraba en México comiendo en el mismo restaurante que una persona del cartel de Sinaloa a la que unos sicarios llegaron a ejecutar. En el atentado murieron 21 personas y 14 resultaron heridas quienes sobrevivieron, entre ellos Miguel.

miguel 3.jpg

Su vida cambió a partir de ese suceso, se vio enfrentado a una realidad diferente. Además de cambiar físicamente, porque ya no tenía las mismas habilidades motrices, cambió en su alma. Durante los 9 meses que estuvo hospitalizado se dio cuenta que debía utilizar su fortaleza de espíritu para poder continuar con su día a día. Las fuerzas las obtuvo mayormente del enorme deseo de estar con su hijo recién nacido a quien llegó a pensar que no conocería.

Este papá soltero de 34 años, amigable y buen conversador, que saluda a todas las personas que encuentra, podrá estar imposibilitado en el uso de sus piernas, pero no de mente ni de corazón.

miguel 4.jpg

La actitud positiva que ahora posee dice él, la adquirió después del accidente. Miguel dice “yo deseaba ser un ejemplo para mi hijo.” Aidan Miguel ha sido y sigue siendo el motor de su vida.

miguel 1.jpg

Miguel ha decidido tener una vida normal y desempeñarse lo más normal posible. Tan normal como ir al supermercado y empujar con una mano su silla y con la otra el carrito lleno de compras. “Es pesado” dice, “pero no imposible”. Y lejos de causar lástima causa admiración.

Es completamente independiente y en su rutina diaria hace más de lo que muchos de nosotros hacemos. Lo primero que hace cada mañana es tender su cama. No se imagina salir a cumplir tareas más difíciles en el día sin siquiera haber hecho la primera que es haber tendido su cama. Luego va al gimnasio, cocina, trabaja full time para una empresa de Logística (es el gerente de operaciones de la división de México) entrena para competencias de alto rendimiento y aún tiene tiempo para sus amigos. Se siente afortunado de contar con muchos amigos, dice que le faltan dedos para contarlos.

Miguel es un hombre de resoluciones. Él traza sus metas diarias y procura lograrlas haciéndolas bien. Para irse a dormir cansado sabiendo que hizo todo lo posible por haberlas cumplido.

Pasa los fines de semana con su hijo Aidan Miguel de 7 años, lo recoge en su coche, comen juntos, salen, y disfrutan mucho.

Le preguntamos cual es una palabra que le define y respondió: ACTITUD. “La actitud que tomes frente a la vida te define como persona. Si tomas una actitud negativa, eres una persona negativa, y esto se refleja en todo lo que haces: buscar un trabajo, realizar un deporte, en todo.” indica Miguel.

Miguel ha decidido vivir no solo una vida normal sino vivirla bien. Y como él lo dice: “vivir bien no se refiere a comodidades, aunque me gustan, sino a vivir plenamente satisfecho conmigo mismo. Puedo estar solo en mi casa y me siento cómodo y feliz conmigo mismo, puedo estar con un amigo y me siento feliz, o estar con mi hijo y me siento aún más feliz. La comodidad que yo tengo conmigo mismo es por la actitud de desear ser feliz y de hacer bien a los demás.”

Antes del accidente no estaba dentro de sus planes ser deportista, aunque le gustaba el deporte nunca lo practicó, al menos no como un deportista de alto rendimiento. Fue por la insistencia de un amigo, a quien ahora le agradece, que asistió a un evento donde buscaban talentos para practicar algunos deportes y así se vio envuelto en lo que ahora es su pasión: kayak

El 3 de enero del año 2018 recibe su primera clase de kayak. Tres meses después, el 1 de abril fue a Florida a competir, fue divertido, pero no le fue tan bien. A partir de ahí, decidió ser un deportista de alto rendimiento y que quería ser el mejor. Y el 1 de Julio del mismo año ya era campeón nacional en Canadá.

¡Todo esto en 6 meses!

Haberse convertido en el campeón nacional, le permitió ir a los Juegos Panamericanos en septiembre del 2018, ganando la medalla de bronce para Canadá.

Espera poder representar a Canadá en los juegos Olímpicos de Tokyo 2020, pero el siguiente reto es Bulgaria, donde espera representar a Canadá, el país con el cual se siente agradecido por el apoyo que le ha dado para salir adelante.

Pero además del kayac, Miguel practica ciclismo, cross country

¡Realmente un hombre altamente competitivo!