ANSIEDAD: EL MAL DE NUESTROS TIEMPOS


Cada día los problemas de ansiedad se vuelven más  comunes. Pudiera decir que gran parte de mi practica se concentrar en ayudar a personas con este tipo de problemas, especialmente a quienes ya descartaron algún problema médico que pudiera estar ocasionando el problema como algún problema hormonal,  o a quienes ya tomaron o se encuentran tomando antidepresivos y no han sido de gran ayuda. La Hipnosis y la Programación Neurolingüística se pueden usar en conjunto con el tratamiento médico que uso siga, como también en conjunto con cualquier otro tipo de terapias naturales como neuropatía, consejería, masaje, etc.

Pueden ser muchas las causas de la ansiedad, por ejemplo estrés crónico, problemas no resueltos de la infancia, cambios de trabajo, ciudad, país, divorcio, muerte de algún ser querido, problemas financieros, de salud, relaciones toxicas, entre otros. También cabe mencionar que la tecnología contribuye a este tipo de problemas pues ahora tenemos noticias a nuestro alcance todo el tiempo, lo que pudiera hacernos creer que más tragedias suceden cuando en realidad simplemente estamos más enterados de lo que sucede en todo el mundo. Otro motivo también pudieran ser deficiencias nutricionales, como las vitaminas B que son tan importantes para el sistema nervioso.

La ansiedad es diferente a experimentar ataques de pánico. Por lo general un ataque de pánico es mucho más intenso y los síntomas son diferentes. La ansiedad es por lo general una sensación de tensión y miedo con presión en el pecho o estómago. También se presentan problemas musculares en la espalda y hombros. Los ataques de pánico por lo general duran minutos y pueden llegar de repente sin que uno esté realizando ninguna actividad que pudiera ocasionarlos. Por eso es que muchas personas se sorprenden y se atemorizan cuando suceden. Los síntomas por lo general son dificultad para respirar, mareo, sensación de estar perdiendo el control, latidos rápidos del corazón, entre otros. Aunque los ataques de pánico son inofensivos y pasan, son bastante desagradables. Cuando suceden por lo general quiere decir que ya se ha experimentado estrés o ansiedad anteriormente y como esos síntomas se ignoraron o se reprimieron, el sistema busca una fuga de escape a través de los ataques de pánico para intentar sacar a la superficie los miedos o dolor reprimido. En cierta forma son un modo de avisarnos que algo sucede que debemos poner atención y resolver conflictos o problemas emocionales.

Lo ideal en estos casos siempre es buscar ayuda profesional, visitar a tu doctor, así como también buscar una forma holística y natural de tratar el problema. En ciertos casos los medicamentos como antidepresivos ayudan pero no deben verse como una varita mágica pues no funcionan en todos los casos y tampoco van a la raíz del problema.

Aquí algunos tips para aliviar el estrés y ansiedad:

  1. 1Analiza tus pensamientos: Pregúntate ¿Que temo en este instante? ¿Qué pienso que podría suceder? Intenta identificar esos pensamientos negativos.
  2. Ya  que identificaste esos pensamientos negativos escribe una lista de lo que puedes hacer para resolver el problema. Si no hay nada que puedas hacer cambia tu perspectiva, confía y deja que el universo se encargue de eso.
  3. Aprende Técnicas de respiración ya sea con algún profesional, videos o libros al respecto. Las respiraciones profundas ayudan mucho en estos casos
  4. Practica Meditación. Tal vez tengas que comenzar con solo 5 minutos al día y gradualmente incrementar. Yo no recomiendo comenzar con media hora o más puesto que puede desanimar a algunos.
  5. La Gratitud siempre nos ayuda ver las cosas desde un punto de vista diferente. Al despertar piensa en 5 cosas por las que sientas gratitud, esto te ayudara a comenzar tu día con una actitud positiva.
  6. El ejercicio o actividad física son muy importantes para todos pero aún más en casos de estrés y ansiedad. Comienza con unos minutos al día realizando alguna actividad que te guste para que te sea fácil continuar, es importante que veas este tiempo como una inversión en tu salud. El ejercicio mejora el estado de ánimo y nos relaja física y mentalmente.
  7. Intentar ver comedias y programas que te hagan reír. De preferencia minimiza el tiempo que pasas escuchando o viendo noticias que por lo general se enfocan en lo malo que sucede y no en lo bueno.
  8. Visita a algún profesional. Si te es difícil por cuestiones económicas puedes escuchar algún audio relajante de Hipnosis. En mi página encontraras el link para descargar un audio gratuito.

 

Fabiola Miguel

Certified Hypnotist, NLP practitioner, Life Coach
CONSULTA GRATUITA
www.fabiolamiguel.com
Tel. 905-277-1113