Portada- Linda Baartse

Una expectante madre para los bebés inesperados

portada2.jpg

¿Quién es Linda Baartse? Una canadiense, nacida en Sarnia y criada en London, Ontario, cuyo corazón late por la comunidad hispana y quien, con su gestión como Directora Ejecutiva del Pregnancy Care Center en Toronto, se ha convertido en el apoyo para miles de mujeres y niños que han pasado por el proceso de un embarazo inesperado aquí en Canadá. Graduada en Administración y Política de la Universidad de Trent en Peterborough, utiliza su carrera para ayudar a aquellos que lo necesitan.

En la entrevista Linda nos contó… Durante los meses de verano, mi familia tenía un negocio turístico en la isla Manitoulin, en el que trabajábamos juntos y desde temprana edad tuve muchas oportunidades de aprender el valor del trabajo duro. Mi familia también fue activa en su iglesia y comunidad, de ellos aprendí el trabajo comunitario.

Después de graduarme trabajé varios años en Canadá para una organización que brinda patrocinio a niños en países emergentes del mundo. Durante este tiempo visité países donde las personas estaban sufriendo debido a la carencia de suplir las necesidades básicas como agua limpia y atención médica. Estas breves visitas sentaron las bases para mi decisión de vivir en la zona rural de Guatemala, donde trabajé en la gestión de programas de desarrollo comunitario durante más de una década.

Cuando viví en Guatemala vi como las familias valoraban a sus hijos, los niños formaban parte de la comunidad, y todos participábamos en ayudarlos a salir adelante. De lo que carecían las familias en riqueza material, abundaban en amor y solidaridad. Los bebés fueron bienvenidos incluso cuando los recursos eran limitados, y los padres y las familias abrían sus brazos para aceptar a un niño, aun y cuando este no hubiera sido planeado.
Cuando me involucré en el Pregnancy Care Center (PCC), me di cuenta de la fuerte presión social para abortar que las mujeres en embarazo sufren acá en Canadá por parte de su familia y amistades. A diferencia de lo que yo había visto en Guatemala, acá en Canadá la familia y los amigos no querían hacer sacrificios por los niños no planeados. Me angustiaba ver que los niños en Toronto no tenían el mismo valor en la comunidad como lo tenían en Guatemala. Me dolió ver a las mujeres recién llegadas sentirse tan aisladas que pusieron sus valores fundamentales a un lado y terminaban sus embarazos debido a la falta de apoyo. También recibía llamadas al PCC de mujeres que me dijeron que si alguien les hubiera ofrecido apoyo no hubieran seguido adelante con el aborto del cual ahora se arrepentían. Esto me motivó a trabajar tan duro como pude, para crear conciencia sobre los servicios de PCC porque creo que incluso un aborto no deseado en Toronto es demasiado.

Y precisamente la Misión del PCC es brindar apoyo comunitario compasivo a las mujeres y familias que enfrentan un embarazo inesperado para que puedan salir adelante, sin ver el aborto como su única opción.

En 1984, las clínicas de aborto se acababan de abrir, y el PCC inició en aquel entonces como una respuesta compasiva a cualquier persona que enfrentaba crisis por el embarazo, era una alternativa para aquellos que querían información sobre sus opciones y recursos de la comunidad si decidían llevar a término su embarazo. El PCC abrió sus puertas y sus corazones para ofrecer apoyo emocional, material y espiritual, pues quería asegurarse de que las mujeres y sus familias supieran que tenían una gran familia de apoyo, incluso si se sentían solas, de ahí su slogan “You are not alone” - “Tú no estás sola”.

¡Desde entonces el PCC ha crecido! Ya son cuatro las sucursales: Scarborough, Downtown, North York, Hispanic Center, y estamos también en Ryerson University.

En el PCC visionamos una ciudad donde ninguna mujer se enfrente a un embarazo inesperado sola; donde cada madre y padre tengan acceso a cuidados, apoyo y comunidad; y donde los padres y sus hijos por nacer son atesorados por todos.

portada.jpg

Por eso brindamos servicios gratuitos y confidenciales a través de citas individuales en horarios convenientes en un entorno compasivo, sin presiones ni juicios. Nuestros servicios incluyen: pruebas de embarazo basadas en la orina, información sobre el embarazo, las opciones (incluyendo adopción) y apoyo post-aborto. El Pregnancy Care Center no es un centro médico, pero ayuda a las personas a conectarse con los recursos de la comunidad. Servimos a una amplia gama de personas estos pueden ser recién llegados a Canadá, estudiantes, parejas casadas, solteros, familiares, madres solteras, de todas las etnias (nuestra Coordinadora Hispana brinda atención a aquellos que hablan español). No queremos que nadie esté solo durante un embarazo inesperado.

Probablemente para algunos, nunca habrá un tiempo “perfecto” para criar a un bebé. Ya sea que un embarazo es planeado o no, tendrás preguntas como: ¿qué pasará con la escuela? ¿qué pasará con mi carrera? ¿cómo lo voy a sostener económicamente? ¿y si soy una mamá soltera? ¿hay servicios en Toronto que me ayuden?, ante estas y muchas otras preguntas el Pregnancy Care Center te brindará ayuda para que tomes decisiones, inclusive se brinda ayuda Post-Aborto.

Hemos atendido cerca de 1000 personas este año y en el transcurso de estos años del PCC se han atendido más de 7000 mujeres y sus familias.

Probablemente fui la persona con menos posibilidades de ser seleccionada como directora del PCC pues personalmente no había experimentado un embarazo inesperado y no entendía los problemas de culpa, vergüenza y miedo al futuro que a menudo se experimentan cuando estás sola y embarazada. Ya ha pasado más de una década trabajando en el PCC y me alegra ver a tantas mujeres que después de haber tenido miedo y agobio por un embarazo inesperado, ahora tienen esperanza y alegría después de dar a luz a sus hijos. Esto me anima a hacer que la atención del embarazo sea más accesible para cualquier persona que enfrente un embarazo inesperado en nuestra ciudad de Toronto.

Desde adolescente entendí, a través de la manera que mis padres me criaron y los valores que me inculcaron, que mi vida no era mía y que fui creada para cumplir un propósito más grande que vivir una vida centrada en mí misma. ¡Y mi trabajo en el Pregnancy Care Center es parte de ese gran propósito!

Para más información de la ayuda prestada en el Pregnancy Care Center visita iamnotalone.ca o llama al 416-229-2607