LAS DEBILIDADES DE MI TEMPERAMENTO

foto temperamentos.png

En el artículo pasado tuvimos la oportunidad de aprender un poco sobre los cuatro temperamentos que existen. Estoy segura de que por las indicaciones que había en cada uno de ellos ya has identificado el tuyo. Recuerda que todos tenemos un poco de cada temperamento, pero que hay uno que es el que más destacará en nosotros y otro de los temperamentos le seguirá muy cerca. Si aun así te quedo alguna duda, o no estás seguro de qué temperamento tienes, hoy de nuevo tienes la oportunidad de poder identificar el tuyo a través de las debilidades en el listado inferior.

Si por el contrario tú ya tienes claro cuál es tu temperamento, hoy tienes la oportunidad de conocer las debilidades que se suelen manifestar en el. Puede que según lo vayas leyendo recuerdes los comentarios y quejas que te hacen las personas que te rodean, como tu pareja, hijos, amigos o incluso los compañeros de trabajo. Así que pongamos mucha atención. Hoy puedes descubrir que eso de lo que tanto se quejan los demás, es algo que tú estás haciendo sin darte cuenta…. Y sin más, pasemos a nombrar esas dificultades con las que puedes estar lidiando. 

Sanguíneo

sanguinedo.jpg

on personas muy activas pero tienden a ser poco prácticos y desorganizados, lo que a su vez causa poca productividad. Muchas veces actúan movidos por sus sentimientos y eso hace que atropellen a los demás. Son inquietos y hablan demasiado. Por su inseguridad e indisciplina suelen comenzar las cosas pero pocas veces las terminarán. Fácilmente se olvidan de las citas y no les gusta ajustarse a los horarios. Si tú eres sanguíneo, té ánimo a mejorar siendo más ordenado y finalizando lo que empieces.


Colérico

Sus debilidades más graves son la ira, la rudeza, la impetuosidad y la falta de misericordia con los demás. Son ese tipo de personas que cuando pierden el control de sí mismos, llegan a lanzar objetos por la rabia acumulada. Guardan por largos periodos su rencor y son vengativos con cualquiera que considere que hizo una injusticia. Le resulta muy difícil pedir disculpas. Pocas veces valora a los demás, en especial al cónyuge y además usará la desaprobación para golpear a las personas. Si tú eres colérico, té animo a procurar ser más paciente y a tener más compasión por los demás. 


Melancólico

on personas egocéntricas que viven preocupándose por todo. Por su sensibilidad fácilmente se sienten insultados y ofendidos. Como son desconfiados, sienten que los demás o les atacan o les van a fallar. Son muy críticos con los demás y consigo mismos. Su pesimismo les hace vivir siempre esperando lo peor. Se deprimen fácilmente y tienden a ser rencorosos y vengativos. Les resulta difícil disfrutar de la vida porque viven mucho en el pasado. Si tú eres melancólico, té animo a mejorar siendo más positivo y menos crítico. 


Flemático

flematico.jpg

son personas lentas y ociosas que procuran hacer lo mínimo indispensable. Su sentido del humor les hace gastar bromas pesadas sin perder la compostura. No les gustan los cambios ni el esfuerzo, y padecen de falta de ambición. Tienden a ser tacaños y pocas veces comenzarán algo, pues aunque quieran no estarán dispuestos a pagar el precio. El temor y la indecisión tienden a paralizarlos para realizar grandes proyectos aunque estén muy capacitados. Si tú eres flemático, te animo a mejorar creyendo más en ti mismo y arriesgándote a luchar por lo que creas. 

Próximo capítulo: los temperamentos en el trabajo.